Gastritis y Reflujo

Llámanos
Envía un WhatsApp
Agenda tu cita

¿Qué es el Reflujo gastroesofágico?

El reflujo gastroesofágico, es un trastorno que afecta el músculo entre el esófago y el estómago, llamado esfínter esofágico inferior. Si tienes reflujo, puede sufrir acidez de estómago, agruras, indigestión, tos y otros síntomas. Algunas personas pueden tenerlo debido a una afección llamada hernia hiatal. En la mayoría de los casos, puede aliviar sus síntomas mediante cambios en la dieta y el estilo de vida. Pero algunas personas pueden necesitar medicamentos o cirugía.

Causas del reflujo

El reflujo gastroesofágico se presenta en el momento en que parte del contenido del  estómago sube al esófago.

En la digestión normal, el esfínter del esófago se abre para permitir que la comida entre en su estómago, luego se cierra para evitar que comida y ácido regresen al esófago. El reflujo gastroesofágico ocurre cuando el esfínter está débil o se relaja cuando no debería, esto permite que el contenido del estómago fluya hacia el esófago.

Factores de riesgo

La hernia de hiato ocurre cuando la parte superior del estómago sube hacia el tórax a través de una pequeña abertura en el diafragma. Muchas personas con una hernia de hiato no tendrán problemas de reflujo, pero puede permitir que el contenido del estómago refluya hacia el esófago. La tos, los vómitos, el esfuerzo o el esfuerzo físico repentino pueden aumentar la presión en el abdomen y provocar una hernia de hiato. Muchas personas sanas de 50 años o más tienen una pequeña.  Otros factores:
  • Sobrepeso u obesidad
  • Embarazo
  • Enfermedades como artritis reumatoide, esclerodermia o lupus
  • La dieta y estilo de vida pueden empeorar el reflujo ácido
  • De fumar
  • Chocolate, menta y los alimentos grasos o fritos, el café y el alcohol.
  • Comidas abundantes
  • Comer demasiado pronto antes de acostarse
  • Ciertos medicamentos, incluida la aspirina

Síntomas de reflujo

El síntoma más común del reflujo es la acidez y agruras. Por lo general, se siente como un dolor ardiente en el pecho que comienza detrás del esternón y sube hasta el cuello y la garganta.  Los síntomas más comunes son:
  • Dolor o ardor
  • Náusea
  • Mal aliento
  • Dificultad para respirar
  • Dificultad para tragar
  • Vómitos
  • Desgaste del esmalte dental
  • Un nudo en la garganta
  • Tos
  • Laringitis
  • Asma que aparece repentinamente o empeora.
  • Problemas para dormir