Dr. Adrián Villicaña

Colecistitis
Cirugía de vesícula

Llámanos
Envía un WhatsApp
Agenda tu cita

¿Qué es la Colecistitis?

La Colecistitis es la inflamación de la vesícula biliar y puede estar causada por varias razones; lo más común es la Colecistitis por piedras (Litos en la vesícula). 

La vesícula biliar es un órgano que se encuentra debajo del hígado en la parte alta y derecha del abdomen; sirve para almacenar bilis, sin embargo, no es esencial para la vida de las personas.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas más comunes son:

  • Dolor en la “boca del estómago” y un poco hacia la derecha.
  • Puede irradiarse el dolor hacia la espalda.
  • Nausea y a veces vómito.
  • Aumento del dolor después de comidas.
  • Dolor que no suele durar muchas horas y el paciente puede confundirlo con gastritis.
Inflamación vesicular

¿Cuál es la causa de Colecistitis?

Se trata principalmente de un desequilibrio en el metabolismo de la bilis. No esta relacionada a los corajes. La razón principal es simplemente predisposición genética, es decir, simplemente hay personas que son mas susceptibles de formar piedras que otras.

Cuando hay un problema en la concentración de los componentes de la bilis, comienza un proceso llamado precipitación de sales biliares, que termina en la formación de lodo y después en piedras. 

Existen factores de riesgo como:

  • Ser mujer
  • Embarazos 
  • Obesidad y perdida de peso rápida.
  • Diabetes
  • Entre otros

¿Cómo se forman las piedras en la vesícula?

Los cálculos, piedras o litos biliares de colesterol se desarrollan cuando la bilis contiene demasiado colesterol y no suficientes sales biliares. El vaciado incompleto e infrecuente de la vesícula biliar puede hacer que la bilis se concentre demasiado y contribuya a la formación de cálculos biliares. 

Otro factor es la presencia de proteínas en el hígado y la bilis que promueven o inhiben la cristalización del colesterol en cálculos biliares. 

También, el aumento de los niveles de la hormona estrógeno, como resultado del embarazo o la terapia hormonal, o el uso de formas combinadas de anticoncepción hormonal, puede aumentar los niveles de colesterol en la bilis y también disminuir la motilidad de la vesícula biliar, lo que resulta en la formación de cálculos biliares. Esta es la causa de colecistitis por piedras. 

Tratamiento. Cirugía de vesícula.

El tratamiento para la inflamación de la vesícula causada por piedras es en todos los casos mediante cirugía. 

Pero no tengas miedo. Es la cirugía más frecuente en todo el mundo!! Es un procedimiento muy seguro si se realiza de la manera adecuada. 

La mejor opción como tratamiento es la Colecistectomía laparoscópica. 

La vía “laparoscópica” también conocida como cirugía laser, es la forma de cirugía de mínima invasión, lo que te permitirá una muy rápida recuperación y excelentes resultados estéticos. 

Es una cirugía ambulatoria, es decir, el paciente puede irse a casa en unas horas después de la cirugía. Se realizan heridas muy pequeñas para introducir una cámara y pinzas muy delgadas, esto permite una recuperación muy rápida, menos dolor y prácticamente sin cicatriz y el paciente podrá llevar una vida totalmente normal terminado el periodo de recuperación. 

¿Qué comer después de la cirugía?

La mayoría de las personas no necesitan seguir una dieta especial después de someterse a una cirugía para extirpar la vesícula biliar, ya que la vesícula biliar no es esencial para la digestión.

Por lo general, puede comenzar a comer normalmente unas horas después de la operación, aunque probablemente prefiera comer comidas pequeñas para comenzar. 

En su lugar, debe intentar tener una dieta generalmente sana y equilibrada, que incluya algunas grasas en cantidades normales. 

Si experimenta efectos secundarios de la cirugía, como indigestión, distención, flatulencia o diarrea, puede ser útil hacer algunos pequeños ajustes en su dieta. Por ejemplo:

  • Evite las bebidas que contengan cafeína, como el café y el té.
  • Evite los alimentos que empeoran los problemas, como los alimentos picantes o grasos.
  • Aumente gradualmente su ingesta de fibra: las buenas fuentes de fibra incluyen frutas y verduras frescas, arroz integral, pasta y pan integrales, semillas, nueces y avena.

 

Condilomas anales

Condilomas anales

Las verrugas o condilomas anales son pequeñas tumoraciones pueden producir dolor, sangrado y convertirse en cáncer.

Leer más »